Compartir

Facebook Share Icon LinkedIn Share Icon Twitter Share Icon Share by EMail icon Print Icon
Foto: Safran

El “Reporte Sobre las Economías Regionales / Julio-Septiembre 2020”, realizado por el Banco de México (Banxico), presentó las perspectivas de directivos empresariales sobre la actividad económica y el comportamiento de los precios en las cuatro regiones del país (Norte, Centro Norte, Centro y Sur), así como los riesgos que, en su opinión, podrían incidir en el crecimiento económico regional en los próximos meses.

La información analizada proviene de dos fuentes. La primera es la Encuesta Mensual de Actividad Económica Regional (EMAER), que levanta el Banco de México entre empresas del sector manufacturero y no manufacturero, correspondiente a los levantamientos mensuales de julio a noviembre de 2020. La segunda fuente corresponde a entrevistas que realizó el Banco de México entre el 21 de septiembre y el 15 de octubre de 2020 a directivos empresariales de diversos sectores económicos en cada una de las regiones.

Con relación a las expectativas sobre la demanda para los siguientes doce meses por los bienes y servicios que ofrecen dichos sectores, el reporte señala que luego de que el índice de difusión correspondiente se ubicó debajo de 50 puntos en todas las regiones del país en el programa de entrevistas que se implementó entre marzo y abril de 2020, entre junio y julio se registró una mejoría en las expectativas de los directivos empresariales; el índice de difusión se ubicó por arriba de 50 puntos en la mayoría de las regiones con base en la información que se obtuvo en ese periodo.

Posteriormente, los resultados del más reciente programa de entrevistas que se implementó entre el 21 de septiembre y el 15 de octubre indican que continuó registrándose una mejoría en las expectativas de los directivos empresariales consultados, de tal manera que el índice de difusión se ubicó por arriba de 50 puntos en todas las regiones.

“En lo que respecta a las expectativas de inversión en activos fijos para los siguientes doce meses, el indicador aumentó en las cuatro regiones, especialmente en el norte, ubicándose por arriba de 50 puntos en todas ellas”, refiere el documento de Banxico

No obstante, añade, en general los niveles regionales del indicador aún se encuentran significativamente por debajo de los observados en el periodo previo al inicio de la pandemia de COVID-19 en México.

El reporte añade que aquellos directivos consultados que indicaron planes de realizar algún tipo de inversión en los siguientes doce meses señalaron, con mayor frecuencia, la adquisición de:

  1. Maquinaria y equipo para la producción
  2. Equipo de cómputo y periféricos
  3. Software y bases de datos

“Por otro lado, los directivos empresariales que anticiparon una reducción en su inversión mencionaron un mayor número de ocasiones que esperan una disminución en la compra de bienes inmuebles; mobiliario y equipo de oficina, y equipo de cómputo y periféricos”, puntualiza el reporte.

En el más reciente programa de entrevistas se consultó a los directivos empresariales sobre las probabilidades subjetivas de cuándo podría darse la recuperación de la actividad a los niveles anteriores a la pandemia.

“Los empresarios de todas las regiones consideran, en promedio, que es más probable que el nivel de ventas previo a la pandemia se alcance en 2021. En específico, en el norte y las regiones centrales asignan una probabilidad mayor a 50% a que la recuperación se registre a más tardar en ese año, lo cual podría explicarse, en parte, por su mayor vinculación con el mercado externo y la importante recuperación que se ha observado recientemente en las exportaciones”, detalla.

En contraste, en el sur los directivos asignaron, en promedio, una probabilidad mayor a 50% a que la recuperación se registre hasta 2022 o después.

En cuanto a la recuperación de los niveles de empleo, en el norte y las regiones centrales los directivos entrevistados también asignaron una mayor probabilidad a que esta se dé a más tardar en 2021. Por su parte, en el sur, los directivos empresariales consultados asignaron, en promedio, una mayor probabilidad a que la recuperación se registre en 2022, o incluso después.

“Al respecto, algunos directivos de las regiones norte y sur asignaron una probabilidad significativa a que el nivel de empleo en sus empresas nunca recupere los niveles registrados antes del inicio de la pandemia, lo cual atribuyeron tanto a ganancias en eficiencia como a una reconversión de sus procesos productivos hacia una mayor automatización”, puntualiza la información de Banxico.

Esta última, en opinión de las fuentes consultadas, ya se venía materializando desde antes del inicio de la pandemia, principalmente en algunas actividades manufactureras, pero se acentuó durante la emergencia sanitaria.

Finalmente, las fuentes consultadas en el norte y las regiones centrales asignaron en promedio la mayor probabilidad a que la inversión se recupere en 2021, si bien la probabilidad asignada a que esto ocurra en 2022 es relativamente similar. En el caso del sur, se asignó a 2022 la mayor probabilidad de ser el año en que se alcancen los niveles observados en 2019, si bien también se otorgó una probabilidad cercana a que ello tenga lugar en 2021.

CONTENIDO RELACIONADO

  • Los clústeres manufactureros de México en 2017

    Los clústeres de México se han convertido en enclaves industriales fundamentales para el crecimiento del país. Este año se lanzó el iCluster con el fin de dar información de valor agregado para los industriales de México y Estados Unidos.  

  • Industria de dispositivos médicos: fortalecer el sector

    En México la industria de dispositivos médicos ha crecido de manera sostenida, impulsada por avances tecnológicos mundiales, la digitalización e incorporación de nuevas tecnologías, así como una mayor demanda de este tipo de dispositivos por parte de la población.

  • ¿Qué tipo de máquinas se están comprando en México?

    Durante los últimos 10 años, el constante crecimiento de la industria manufacturera en México se ha reflejado en un mayor consumo de máquinas-herramienta. Aquí presentamos una recapitulación del tipo de máquinas que se están adquiriendo.