• MMS Youtube
  • MMS Facebook
  • MMS Linkedin
  • MMS Mexico Twitter
06/09/2016 | 8 MINUTOS DE LECTURA

Encuesta Mundial de Máquinas-Herramienta 2016

Facebook Share Icon LinkedIn Share Icon Twitter Share Icon Share by EMail icon Print Icon

El consumo máximo global más reciente de máquinas-herramienta tuvo lugar en 2011. Podemos usar datos de ese año para medir las tendencias que desde entonces influyen la inversión en fabricación de región a región. Esta perspectiva de varios años es reveladora.

COMPARTA

Facebook Share Icon LinkedIn Share Icon Twitter Share Icon Share by EMail icon Print Icon

El consumo mundial de máquinas-herramienta aumentó de 2003 a 2011. Pese a la caída drástica en 2009, cuando bajó 35% con relación al año anterior, el consumo se disparó en los dos años siguientes  alcanzando en 2011 su nivel máximo histórico. Sin embargo, desde entonces  el consumo global de máquinas-herramienta se ha contraído cada año, excepto 2014, incluso cayendo 11,9% en 2015.

Sin embargo, la historia no es una de caída general de la inversión en la manufactura en todo el mundo. De hecho, el consumo de máquinas-herramienta, cuando se examina región por región, muestra que influencias amplias y divergentes han tenido efecto en años recientes. Por eso, en los últimos años el consumo ha subido y ha bajado aquí y allá –y estas tendencias brindan la base para pronosticar el consumo de máquinas-herramienta en 2016–.

Este año, observamos los datos de una manera algo diferente para llegar a una interpretación que creemos ofrece una perspectiva útil. Estamos usando el 2011, el máximo más reciente del consumo global de máquinas-herramienta, como una especie de punto de referencia. Desde este punto observamos cómo ha cambiado el nivel de inversión en las tres principales regiones de fabricantes. Luego podemos explicar un poco lo que está sucediendo en cada una de esas regiones para producir esos cambios –y las diferencias de una región a otra–.

El auge inicial del consumo de máquinas-herramienta  de 2003 a 2008 estaba impulsado en proporciones relativamente iguales por Asia y Europa, pero el auge secundario en 2010 y 2011 se debió casi exclusivamente al consumo de Asia. Tal vez no es de sorprender que la caída del consumo de máquinas-herramienta de más de 43% desde 2011, también se deba a Asia.

�

El consumo mundial de máquinas-herramienta tuvo un auge de 2003 a 2008, luego cayó 35% en 2009. Luego de un segundo auge en 2010 y 2011, el consumo de máquinas-herramienta se ha contraído en tres de los últimos cuatro años.

Estos dramáticos vaivenes son en gran parte resultado de tendencias globales demográficas, financieras y de manufactura. Primero, las demográficas: la inmensa población de Asia fue una fuente de mano de obra barata que las compañías multinacionales usaron para reducir costos y mantener, y hasta mejorar, la rentabilidad (especialmente después de la explosión de la burbuja dot-com, cuando la presión de los precios obligó a muchas compañías de Internet a trasladar operaciones de fabricación al exterior). Luego, las financieras: globalmente, las instituciones financieras crearon cantidades masivas de deuda. Consecuentemente, este diluvio de dinero impactó a Estados Unidos, China y Japón, cambiando sus estrategias de inversión. El efecto fue más profundo en Asia, donde posibilitó que los países devaluaran sus monedas competitivamente, haciendo así que sus productos fueran más baratos en el mercado mundial. La convergencia de estas tendencias demográficas y financieras resultó en la construcción de muchas nuevas fábricas en esta parte del mundo.

 

El creciente auge de manufactura (la tercera de las tendencias globales) requirió un aumento sustancial del gasto en equipo de capital. Desafortunadamente, parte del gasto de capital resultó ser una sobreinversión o una mala inversión. En otras palabras, se adquirió demasiado equipo o el equipo equivocado. Esto es importante porque ahora se han nivelado las tendencias demográficas y financieras, y las compañías fabricantes de todo el mundo tienen que competir en habilidades. Por eso, aunque el nivel general de consumo ha bajado, el nivel de tecnología de máquinas-herramienta adquirida ha aumentado en todas partes. En base a evidencia anecdótica, las máquinas de tres y cuatro ejes, así como las máquinas multitarea, siguen con una demanda fuerte en todo el mundo, en tanto que las máquinas tipo “commodity” han dejado de ser favorecidas.

Veamos algunos hechos y cifras que respaldan esas observaciones. El Estudio Mundial 2016 de Máquinas-Herramienta informa sobre el nivel de inversión en tecnología de máquinas-herramienta durante 2015 de los principales países fabricantes. Los datos para este estudio vienen de la investigación efectuada por Gardner Business Media, la casa editorial que publica esta revista. Para 2015, Gardner recogió datos reales o estimados de producción, exportación e importación de 26 países, como lo hizo en años anteriores. Sin embargo, este año son nuevos los datos de importación y exportación de cada país, que importó al menos US$100 millones en máquinas-herramienta en por lo menos un año desde 2001. Esto añadió 34 países al estudio general. Se calculó la producción para esos países adicionales, aunque en unos pocos casos los datos de la producción real se encontraron en sitios web del gobierno. El consumo se calculó añadiendo las importaciones y sustrayendo las exportaciones de las cifras de producción. Los datos típicamente están en monedas locales y luego son convertidos a dólares de EE.UU. Después de esta conversión, todos los datos en el estudio de este año se ajustan por la inflación usando el Índice de Precios al Productor de La oficina de Estadísticas Laborales para equipo de capital. Este ajuste promueve una comparación histórica más exacta.

Para calcular el total de ventas mundiales de un año particular, usamos los datos de todos los países que informan ese año. Desde 2001, el número de países incluidos en el estudio ha aumentado sustancialmente. Sin embargo, la adición de datos de 34 países de nueva inclusión no contribuyó al auge aparente del consumo global de máquinas-herramienta reflejado en los totales. De hecho, los 12 mayores países consumidores, que representan más de 80% del consumo global, fueron incluidos en nuestro estudio mucho antes de 2001. Los cambios en los registros de compra de estos “pesos pesado” fueron el principal factor del auge reflejado en nuestros datos.

Destacados del Consumo Mundial

�

Aunque Asia y Europa contribuyeron significativamente al auge global del consumo de máquinas-herramienta de 2003 a 2008, tan sólo Asia es responsable por el segundo auge en 2010 y 2011.

El consumo global de máquinas-herramientas en 2015 fue de US$79,100 millones, 11.8% ó US$10,600 millones menos que el año anterior. El continente asiático fue responsable por más de 60% de esa caída global, ya que en 2015 el consumo bajó US$6,700 millones ó 13% 4 a US$45,500 millones. Ese año, Europa consumió US$21,100 millones en máquinas-herramienta, una caída de US$2,200 millones ó 9.3%, en tanto que Norte América consumió US$10,800 millones, 11.2% menos que en 2014. Sudamérica también bajó 24.9%, y África subió 7.8% en 2015, pero estas dos últimas regiones son responsables por una cantidad insignificante del consumo global.

 

Desde 2011, año del máximo consumo global de máquinas-herramientas, ha habido una dinámica interesante en cada una de esas regiones. Quince de los 19 países de la región asiática mostraron consumo más bajo en 2015 que en 2011. El consumo en China, que permanece como el país de mayor consumo mundial de máquinas-herramienta, cayó 33% comparado con 2011. Otros países consumidores importantes, que incluyen a Japón, Corea del Sur, Taiwán, India, Tailandia y Malasia, todos registraron caídas de al menos 25% en 2015 comparados con 2011. Dos de los cuatro países asiáticos que mostraron mayor consumo desde 2011 fueron Vietnam y Filipinas, y ambos probablemente se beneficiaron de los salarios bajos que atraen operaciones de fabricación que antes se hacían en China.

De los 28 países europeos considerados en el estudio, 15 mostraron aumento del consumo en 2015 comparado con 2011,  pero el grueso del mercado de máquinas-herramienta en Europa ha mantenido el consumo total de la región relativamente sin cambios desde 2011. Esto es cierto pese a la caída en Alemania, que es el tercer mayor consumidor de máquinas-herramienta. De los países que han visto aumentos del consumo desde 2011, la mayoría son países periféricos (como Dinamarca, Portugal, Grecia, España e Irlanda) o de Europa Oriental (como Bulgaria, República Checa, Hungría y Polonia).

Estas comparaciones de cifras de 2011  con las de 2015 muestran a Asia en caída y a Europa sin cambios, pero muestran a la tercera región principal consumidora de máquinas-herramienta, América del Norte, en ascenso. Este aumento tuvo lugar pese a que el consumo de máquinas-herramienta cayó casi 5% en EE.UU. y cerca de 15% en Canadá en ese período de cuatro años. La explicación de esto es que México compensó con creces la caída en los otros dos  países. El apetito de México por máquinas-herramienta en 2015 subió 50% comparado con 2011, y ha superado US$2,000 millones en tres de los cuatro años. Es uno de apenas dos países del estudio general (el otro es Vietnam) que en 2015 mostró sus niveles históricos más altos de compra de máquinas-herramienta, que lo llevó al puesto del séptimo mayor consumidor del mundo. Se pronostica que México gastará aún más en 2016.

Globalmente, Gardner pronostica que el consumo de máquinas-herramienta disminuirá otro 10% en 2016, debido principalmente a la continua caída proyectada de 13.9% en Asia. Se espera que el consumo de América del Norte también disminuya 11.6%. Por otro lado, se espera que el consumo en Europa aumente en 2016, aunque el crecimiento pronosticado es un minúsculo 0.3%.

�

Desde 2011, México es el país que más ha subido entre los 20 mayores consumidores de máquinas-herramienta. Lo hizo del puesto 12 al 7.  Brasil, al contrario, ha sufrido la mayor caída del puesto 8 al 19.

Destacados de la Producción Mundial

La producción mundial de máquinas-herramienta decayó 11.9% en 2015 con relación al año anterior, sin embargo, Asia fue la única región donde la caída fue más baja que el total mundial,  habiendo disminuido 10.7%. Con Asia siendo también responsable por la mayor parte de la reducción del consumo, es razonable que en 2015 los principales países productores en Asia se hayan tornado más dependientes de las exportaciones que otras regiones. En Europa, la producción disminuyó 13.1%, y en América del Norte cayó 15.2%. Los pedidos de los 11 principales países productores permanecieron sin cambio en 2015 comparados con 2014. Estados Unidos fue uno de los cinco países productores principales en 2013, y por muy poco no lo fue en 2014 y 2015.

CONTENIDO RELACIONADO

  • Mecanizado grande para maquinaria grande

    Una inversión significativa en equipo de mecanizado, incluida una máquina avanzada de rectificado de perfiles de 6 metros y cinco ejes, le permitió a este taller ser más competitivo en la producción de engranajes, ejes y otros componentes de minería a gran escala.

  • MMS México Live presentó las últimas tendencias del sector metalmecánico

    MMS México Live 2017 combinó conferencias magistrales y técnicas, tables tops y actividades de networking en un solo lugar, todo con el objetivo de que los participantes se actualizaran y tuvieran contacto con sus colegas y con especialistas del sector.

  • Cómo pasivar las partes de acero inoxidable

    Usted se ha asegurado de que las partes fueron mecanizadas conforme con las especificaciones. Ahora asegúrese de que ha tomado las precauciones para proteger esas partes en la condición que su cliente las espera.


Recursos