• MMS Youtube
  • MMS Facebook
  • MMS Linkedin
  • MMS Mexico Twitter
01/04/2020 | 8 MINUTOS DE LECTURA

Tecnología e investigación para el avance de la industria aeroespacial en México

Facebook Share Icon LinkedIn Share Icon Twitter Share Icon Share by EMail icon Print Icon

En esta entrevista, Patricia Robledo Zambrano, directora Investigación de la Universidad Autónoma de Nuevo León – UANL, habla de su historía en la academía y de los avances del Centro de Investigación e Innovación en Ingeniería Aeronáutica (CIIA).

 

 

Patricia Robledo Zambrano, directora Investigación de la Universidad Autónoma de Nuevo León – UANL.

En esta entrevista, Patricia Robledo Zambrano, directora Investigación de la Universidad Autónoma de Nuevo LeónUANL, habla de su historía en la academía y de los avances del Centro de Investigación e Innovación en Ingeniería Aeronáutica (CIIA).

¿Desde cuando le surgió la inquietud de estudiar Ingeniería Mecánica?

Patricia Robledo: Desde que estaba chica siempre estuve muy enfocada en la parte de las matemáticas, de la física y, cuando estaba en la preparatoria, —en el nivel medio superior— siempre pensé en estudiar una carrera enfocada en ingeniería.

Al principio pensé en estudiar ingeniero mecánico eléctrico, pero ya cuando llegué y vi las alternativas me fui por otra opción. Aquí en Monterrey existe el ingeniero mecánico administrador, que es como un ingeniero industrial, por ejemplo. Pero siempre tuve muy claro que iba a ser ingeniera.

Luego de ingresar a la universidad, ¿cómo comenzó en el área de investigación?

Patricia Robledo: Cuando yo terminé la carrera en la Facultad de Ingeniería Mecánica y Eléctrica —donde estudié y terminé en 1992— existían ya los programas doctorales. En este caso el programa doctoral en Ingeniería de Materiales, un programa conjunto que abarca la maestría y el doctorado. Entonces, como estuve muy involucrada en los departamentos de máquinas-herramienta de la facultad siempre estuve muy ligada a la tecnología de las máquinas, pero a la vez a los materiales. Entonces en la maestría en Ingeniería Mecánica con especialidad en materiales vi una opción para continuar desarrollando lo que había venido haciendo como becaria de licenciatura. Ahí mismo, al final mi tesis de maestría, que era sobre un problema real de la industria, en este caso sobre laminación de acero en molinos calientes y, pues ahí, ya prácticamente me enamoré de la investigación.

Es decir, continué en el tema de hacer el doctorado un medio para poder seguir involucrada en este mundo de la investigación, de poder seguir creciendo y vi que tanto la maestría como el doctorado que hice eran 100% aplicados en la industria. A las empresas, obviamente, les interesa esa aplicación del conocimiento. Entonces, esa combinación que tengo al haber hecho la maestría y el doctorado por investigación aplicado a la industria me ha permitido trabajar e interactuar con muchos sectores del área industrial de Monterrey.

¿Cómo se creó el CIIIA – Centro de Investigación e Innovación en Ingeniería Aeronáutica?

Patricia Robledo: A finales de 2006 en Nuevo León se vio la necesidad —en aquel tiempo era el director de la Facultad de Ingeniería Mecánica y Eléctrica nuestro actual Rector, el maestro Rogelio Guillermo Garza Rivera— de ver que este mundo de la Ingeniería Aeronáutica venía creciendo a nivel mundial. Entonces, en aquel tiempo en el país solamente había una institución, el Instituto Politécnico Nacional, que generaba ingenieros en aeronáutica o que ofrecía la carrera de ingeniero en aeronáutica.

Entonces, se vio que también en nuestra universidad se generara este tipo de carreras; pero, viendo los modelos que había en diferentes partes del mundo, se optó por no nada más hacer la carrera, sino tener un lugar donde el estudiante pudiese aplicar su conocimiento con un centro de investigación, y así fue cómo surgió el CIIIA, que se inauguró en 2012 con gestión de muchísima gente al interior de la universidad, como nuestro actual rector, principalmente.

Y en 2012 se inauguró con laboratorios muy especializados en el tema de aerodinámica, análisis de fallas, navegabilidad, diseño y simulación, materiales avanzados, composites. Realmente, a la fecha el centro ha ido creciendo e incorporando nueva infraestructura, nuevas áreas y creo que ha sido benéfico para la industria de la región.

¿Qué proyectos apoya el CIIIA?

Patricia Robledo: Hemos tenido proyectos con pymes y con empresas grandes. Te puedo dar el caso de una pyme donde estaban desarrollando un freno para un avión y que, en el momento en que ellos llegaron con nosotros, era completamente metálico y solamente con una parte muy pequeña de material compuesto. Lo que se hizo en el centro con este proyecto que se realizó con ellos, fue desarrollar un material compuesto hecho a base de fibra de carbono y resinas que pudiera cumplir las capacidades tanto de propiedades mecánicas como físicas que tenía el freno original.

Entonces, no nada más fue el tema de diseñar el material, sino darle a la empresa toda la ruta de procesamiento de ese material, de manera efectiva, para que el freno pudiera ser manufacturado con dicho material. Ese es un tipo de desarrollo que podemos hacer en conjunto con una empresa.

También hemos trabajado con empresas para desarrollar materiales compuestos que tengan propiedades más altas o que su comportamiento pueda ser más alto que los actuales y que puedan, en determinado momento, empezar a llegar al nivel de las propiedades que podemos tener en un aluminio o en acero inoxidable.

Ese es el de tipo de proyectos, pero también hacemos mucho el tema de prestar servicios industriales. A veces, para una empresa que tal vez requiera tres o cuatro veces al año hacer inspecciones no destructivas para sus componentes, ya que tenemos equipos especializados que son muy costosos y que no vale la pena que una empresa los tenga al tener bajo volumen de servicio.

Y una cosa muy importante es que involucramos a nuestros estudiantes que, obviamente con un conocimiento de la técnica tal, en el momento en que se tienen que insertar en el mercado laboral lo hacen de una manera muy fácil por todo el conocimiento que han desarrollado participando en estos proyectos y estos servicios.

Desde la parte de servicios, tenemos equipos, como un tomógrafo de rayos X. Es un equipo especial para poder ver metales, con el cual podemos hacer una radiografía completa por medio de una prueba no destructiva en metales y que muy pocas empresas o instituciones tienen, no solo en la región sino en el país. De igual manera, tenemos cámaras salinas para análisis de corrosión, para desarrollar nuevos descubrimientos que puedan dar mayores prestaciones a los materiales. Contamos con toda una serie de competencias y características que están abiertas a que las industrias pueden utilizarlas.

¿Qué requisitos son necesarios para tener acceso al CIIIA?

Patricia Robledo: El cómo ofertamos los servicios y el desarrollo de proyectos realmente es abierto, tanto a grandes empresas como pymes, y podemos acompañar a las pequeñas empresas a buscar fondos, ya sea estatales o federales, para poder desarrollar los proyectos.

Conocemos toda la cartera de apoyos que puede haber, tanto en el sector gubernamental, pero también en la misma iniciativa privada a través de fondos para para emprendimiento, por ejemplo, y en donde de alguna manera tenemos visualizados todas las alternativas.

Podemos decirle a la empresa: vamos a apoyarnos en este fondo y podemos decirle cómo aplicar. Lo podemos ayudar a aplicar para que pueda bajar recursos y trabajar conjuntamente.

¿En qué consiste su actual trabajo como Directora de Investigación de la universidad?

Patricia Robledo: Como Directora Investigación de la universidad se amplía el panorama, porque tengo todo el abanico o conozco toda la investigación que se desarrolla en la universidad, no solamente en las áreas de ingeniería, sino también en las áreas de ciencias de la salud, biotecnología, humanidades, ciencias sociales, físico-matemáticas y ciencias de la tierra. Entonces, eso nos amplía el panorama para hacer proyectos multidisciplinarios y así poder, si una empresa consulta, poder combinar múltiples temáticas y múltiples líneas de investigación para poder desarrollar un proyecto.

Desde mi posición actual, puedo enlazar a las diferentes áreas de la universidad para hacer un proyecto multidisciplinario y poderlo llevar a buen término. También desde la Dirección de Investigación administramos todo lo que son los proyectos con Conacyt para hacer ciencia básica o hacer ingeniería aplicada con los investigadores de la institución.

Otra cosa importante es también la relación de la UANL con el Sistema Nacional de Investigadores. Actualmente, tenemos 942 investigadores reconocidos por el sistema. Nosotros administramos toda la relación entre la universidad y el Conacyt para que esos investigadores puedan tener su inscripción y puedan recibir su estímulo.

Ahora sí que abre el abanico de posibilidades de poder hacer proyectos multidisciplinarios que beneficien a la universidad, obviamente, pero también a las empresas.

¿Cómo ve el sector aeronáutico/aeroespacial en México?

Patricia Robledo: México tiene muchísimo potencial. El potencial que tiene es infinito: la gente en México es muy creativa. Ha habido ya muchos casos de éxito de empresas transnacionales que vienen al país y que piensan en chiquito al venir aquí. Pero, una vez que se instalan y ven la capacidad de la gente en México para desarrollar y para hacer las cosas bien a la primera, se entusiasman y desarrollan mucho más en México.

La aeronáutica es un tema y una industria que a nivel mundial va a seguir creciendo, porque la necesidad que hay de volar o la necesidad que hay de este sector. Cada vez que el tema de volar se democratiza más, hay más acceso a todos los niveles de la sociedad a que puedan hacerlo.

Cuando yo estaba chiquita subirte al avión era un lujo. Llegabas al aeropuerto y te tomaban fotos y salías en el periódico porque ibas a volar… Hoy día todo mundo vuela o mucha gente lo hace. Claro, todavía falta democratizar un poco más el tema, pero la democratización ha hecho una mayor necesidad de reemplazo de aviones, por equipos nuevos y esto lleva el crecimiento de la industria.

México ha representado para la industria aeronáutica un nicho en donde se ha visto que se tiene capacidad para desarrollar bien desde el comienzo, por ende, considero que México va a seguir creciendo en los próximos años, y va a seguir jugando un papel fundamental en el desarrollo de la industria aeronáutica. Creo que cada vez van a llegar más inversiones extranjeras al país.


Recursos

¿No está listo para recibir la suscripción a la revista Modern Machine Shop México

¡Está bien! Regrese cuando esté listo, o haga clic aquí para suscribirse a nuestros boletines electrónicos.