• MMS Youtube
  • MMS Facebook
  • MMS Linkedin
  • MMS Mexico Twitter
18/07/2016 | 8 MINUTOS DE LECTURA

Producción de moldes en México: un futuro promisorio

Facebook Share Icon LinkedIn Share Icon Twitter Share Icon Share by EMail icon Print Icon

México importa más de 2,600 millones de dólares en moldes, troqueles y herramentales. Actualmente, este sector es uno de los que más brinda oportunidades para los talleres metalmecánicos que quieran migrar a este rubro. Capacitar empleados idóneos es uno de los grandes retos.

COMPARTA

Facebook Share Icon LinkedIn Share Icon Twitter Share Icon Share by EMail icon Print Icon

De acuerdo con la Agenda de innovación del Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología (Conacyt), México presenta oportunidades de negocio en la cadena de proveeduría para 16 procesos metalmecánicos en las industrias automotriz, de autopartes, eléctrica, electrónica de consumo y de electrodomésticos.

“Lo siete principales procesos metalmecánicos en México con mayores oportunidades son estampado, fundición, forja, mecanizado, inyección de plásticos, fundición de moldes a presión y moldes y troqueles”, indica el documento.

Sin embargo, México importa más de 2,600 millones de dólares en moldes, troqueles y herramentales, debido a que no hay una industria local comparable de la cual puedan adquirirse, según un análisis de la Unidad de Inteligencia de Negocios de ProMéxico.

De hecho, de acuerdo con la Secretaria de Economía más del 90% de los herramentales que se utilizan en la industria mexicana son importados, principalmente de Estados Unidos (43%), Corea del Sur (10%), Canadá (9.3%), China (8.4%) y Japón (8%).

Por otra parte, en el país existen 230 fabricantes de maquinaria y equipo para el sector metalmecánico (la mayoría relacionados con moldes y troqueles); también existen 335 fabricantes de productos metálicos forjados y troquelados y 725 fabricantes de recubrimientos y terminados metálicos, de acuerdo con datos actualizados del Directorio Estadístico Nacional de Unidades Económicas (Denue) del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi).

Cabe señalar que hubo un incremento en el número de unidades en los tres rubros en relación con el año anterior de 12.7%, 9.1% y 6.4%, respectivamente.

De igual manera, datos de la Encuesta Mensual de la Industria Manufacturera señalan que la capacidad de planta utilizada por parte de los fabricantes de maquinaria y equipo para el sector metalmecánico en 2015, y lo que va de 2016, tuvo un porcentaje medio de 80%; en tanto que la capacidad de planta utilizada por parte de los fabricantes de productos metálicos forjados y troquelados, así como los fabricantes de recubrimientos y terminados metálicos tuvo un promedio de uso de 70%, también en 2015 y en lo que va de este año.

En este sentido, Jorge Arizmendi, Director General de COATech, destacó (en el marco del anuncio de la expo Fabtech México) que en materia de moldes y herramentales el país tiene una demanda de 7,000 millones de dólares.

Y dijo que aunque muchos industriales, particularmente Pymes, desconocen sobre financiamientos que favorecen su desarrollo, modernización e innovación, el gobierno federal ofrece programas de apoyo mediante instancias como la Secretaría de Economía, el Instituto Nacional del Emprendedor  y ProMéxico.

Al respecto, Francisco Antón Gabelich, Director General del CIATEQ, indicó que dicho organismo puede desarrollar maquinaria, moldes y troqueles, desde algo muy simple hasta una máquina completa; y refirió que, actualmente, los industriales buscan procesos que reduzcan el costo de lo que se fabrica.

“Las maquinarias que utilizan hoy en día hacen los procesos más rápidos, que permiten que se reduzcan los costos de mantenimiento, de los herramentales. Por ejemplo, para el sector automotriz hay centros de mecanizado más sofisticados y precisos, pero tal vez menos rápidos, y en el aeronáutico hay máquinas diseñadas para realizar una sola pieza. En la aeronáutica, un sólo centro está mecanizando una pieza, mientras que en la industria automotriz esos centros difícilmente están fabricando piezas de producción, o a lo mejor están fabricando moldes o troqueles”, explicó.

Organismos e institutos del sector

En Querétaro, el Instituto Queretano de Moldes y Herramentales está prácticamente listo para iniciar operaciones (se encuentra con un avance del 99%, de acuerdo con Canacintra Querétaro), y se espera que el instituto inicie operaciones con el respaldo de 500 empresas afiliadas a Canacintra. En dicho instituto se ofrecerán cursos para 80 alumnos que integrarán cuatro grupos de 20. Los cursos se enfocarán en temas relacionados con el diseño, mecanizados, armado de herramentales y pruebas físicas durante un periodo de cuatro meses.

Jesús Calderón, presidente de Canacintra Querétaro, dijo en conferencia de prensa que el instituto va a contar con tres o cuatro especialidades, y el personal que se ha capacitado aprenderá todo el proceso de producción de un molde y un troquel, desde el diseño hasta el producto final.

“El instituto está diseñado para trabajar de la mano de las empresas que buscan capacitar gente. Si queremos tener buenos matriceros, los tenemos que enseñar”, explicó Calderón. Cabe señalar que el Instituto inició su construcción en 2015 con una inversión de 36 millones de pesos.

En Querétaro también se constituyó la Asociación Mexicana de Manufactura de Moldes, Matrices y Troqueles (AMMMT), la cual busca crear una red de negocios global para integrar nuevas tecnologías, inversiones y transferencia de tecnología. El objetivo de la asociación es colocar a esta industria a la vanguardia a nivel mundial para el año 2025. Esta asociación realiza cursos y seminarios, y también publicará el Directorio Nacional de Productores de Moldes.

Por otra parte, en el estado de Coahuila, el Clúster Automotriz Laguna trabaja en la creación de un Centro de Investigación de Manufactura Avanzada, aplicada a moldes y herramentales. José Luis Hotema, presidente del clúster, explicó que esta propuesta se presentará ante el Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología (Conacyt) y el Instituto Nacional del Emprendedor (Inadem), con el objetivo de que sea un punto de proveeduría para todo el país.

“La inversión sería de entre 80 y 150 millones de pesos por equipamiento. Se trata de un proyecto que se tiene identificado por la Secretaría de Economía y la industria automotriz”, explicó. Además, en México organismos como Canacintra maneja áreas relacionadas con la producción de moldes a través del Sector Industrial de Bienes de Capital y su rama industrial: fabricantes de moldes, troqueles, dispositivos y modelos para fundición. Asimismo, cuenta con el Sector Industrial Metalmecánico.

Moldes para la industria automotriz

Recientemente, el Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología (Conacyt) y la Secretaría de Economía (SE), a través del Fondo Sectorial de Innovación Secretaría de Economía-Conacyt (Finnova) lanzaron una convocatoria para el desarrollo innovador de proveedores en el sector automotriz.

“El objetivo es impulsar la integración y la producción nacional en las cadenas de valor del sector automotriz en el país, a través del desarrollo de un proyecto piloto que conlleve la asimilación tecnológica de herramentales (moldes y troqueles), moldes y matrices, preferentemente para procesos de estampado, forja, fundición e inyección de plásticos, así como la documentación de dicho proyecto piloto con la finalidad de identificar el valor de replicar el modelo para el desarrollo de la proveeduría a nivel nacional y la integración de dichos proveedores en la cadena de valor”, señala el comunicado del Conacyt.

Agrega que podrán inscribirse empresas integradoras, clústeres del sector automotriz que estén inscritos en el Registro Nacional de Instituciones y Empresas Científicas y Tecnológicas (Reniecyt), para que presenten propuestas de proyectos integrales bajo el esquema de consorcio (el esquema de consorcio mínimo esperado es de un líder, en la figura de la empresa integradora o clúster, cinco socios solidarios del proyecto, empresas Tier 1 o armadoras y un centro tecnológico nacional) que fortalezcan la posición competitiva de las empresas del sector automotriz en toda su cadena de valor, favoreciendo el impacto económico nacional y la sustitución de importaciones e incremento del componente nacional.

En este sentido, un estudio de ATKearney sobre el desarrollo tecnológico automotriz y la situación actual de desarrollo tecnológico en México refiere que en el país hacen falta competencias en tolerancias geométricas, sistemas de diseño en modelación 3D (OEM); especialistas en moldes y troqueles; técnicos con conocimiento de máquinas CNC e ingenieros de automatización, entre otros.

Asimismo, son necesarios laboratorios en capacidad para validación en electromagnetismo, pruebas de materiales y subsistemas, de simulación y de moldes y troqueles, entre otros.

“La percepción de los encuestados es que existe oportunidad para ampliar el inventario de equipos especializados en procesos de manufactura como diseño, producción y mantenimiento de moldes, troqueles, herramentales (que usan prensas, inyectoras de plástico, tornos, entre otros equipos)”, refiere el estudio.

Finalmente, el estudio concluye que existe una gran oportunidad de incrementar el gasto en servicios que actualmente se hacen en el extranjero, particularmente en servicios relacionados con moldes y troqueles.

 

La Asociación Mexicana de Moldes, Matrices y Troqueles llegó en buen momento

Por iniciativa del presidente de Single Source Technologies, Eduardo Medrano, junto con varios fabricantes de moldes y troqueles, en octubre de 2015 se creó la Asociación Mexicana de Moldes, Matrices y Troqueles (AMMMT) con el fin de apoyar a los fabricantes de moldes, además de promover el sector de producción local debido al gran mercado potencial que existe en México.

Según Eduardo Medrano, presidente de Single Source Technologies de México, en los últimos tres años el sector de moldes en el país ha crecido de 30 a 40 por ciento. “Actualmente, el sector de moldes para plástico importa 2,000 millones de dólares y es un mercado en crecimiento al que debemos darle mucha importancia para cubrir las necesidades de la industria con producción local”. Por su parte, Antonio Mendoza, presidente de la AMMMT y propietario de la empresa Moldes Mendoza, considera que la manufactura de moldes en Mexico todavía es mínima en comparación con países como Estados Unidos, Canadá, Alemania o China. “En México sí hay personal capacitado, pero limitado. Falta entrenamiento de manera efectiva y las personas que están mejor capacitadas se van al extranjero. Necesitamos ese personal educado, el cual es bien remunerado”. El ingeniero Mendoza también considera importante la inversión en maquinaria y la colaboración entre la academia y la empresa, clave para un desarrollo sustentable del sector.

Con respecto a esta situación, la AMMMT está trabajando en un proyecto que consiste en que 30 miembros de la Asociación Mexicana de Manufactura de Moldes y Troqueles reciban en sus talleres a estudiantes y técnicos para que aprendan los conceptos básicos en moldes con el formato de salarios mínimos para hacer prácticas profesionales.  De esa manera, a un año la asociación puede crear una disponibilidad  de, por lo menos, 60 técnicos en temas fundamentales sobre el rubro: cómo funciona, cómo se fabrica y cómo se ajusta un molde. Es una iniciativa que irá tomando una condición más formal para ver cómo se puede hacer a largo plazo, pero la AMMMT ya está en esa gestión.

Otra iniciativa de la AMMMT es que se puedan recibir estudiantes en algunas empresas para que vayan a un entrenamiento particular, y la asociación quiere crear ese espacio, de manera que esas mismas personas sean contratadas por los miembros de la asociación o para ofrecerlos al mercado, generando así un legado en el tema de tecnología y manufactura.

La AMMT tiene sede en Santiago de Querétaro y entre sus planes de desarrollo están los programas de transferencia de tecnología con otros países, el desarrollo de clústeres y la ampliación del mercado de producción local de moldes. 

  

CONTENIDO RELACIONADO

  • ¿Qué tipo de máquinas se están comprando en México?

    Durante los últimos 10 años, el constante crecimiento de la industria manufacturera en México se ha reflejado en un mayor consumo de máquinas-herramienta. Aquí presentamos una recapitulación del tipo de máquinas que se están adquiriendo.  

  • Calidad: Clave de la industria automotriz

    Para poder ser exitoso como proveedor en la industria automotriz se deben seguir ciertos parámetros de calidad y de procesos que las OEM exigen en un mercado muy competitivo. Kasai Mexicana es un buen ejemplo de ello.

  • Necesidades del sector de moldes y herramentales en México

    La manufactura de moldes es clave para la proveeduría y el desarrollo de industrias como la automotriz, aeroespacial, médica y eléctrica-electrónica. El sector moldero debe capacitarse y crecer para cubrir las necesidades de un gran mercado del que, por ahora, México tiene una pequeña porción.


Temas relacionados

Recursos